Decisiones…

53540__fisherman-in-silhouette_p

Una de mis series favoritas es “Monstruos de río”. En ella Jeremy Wade, biólogo y pescador, recorre el mundo investigando casos de ataques de peces a humanos y pescando los peces de agua dulce más extraños, grandes y peligrosos de los que oye hablar. Le puedes ver llegar, por ejemplo al Amazonas, con su equipo y su caja de aparejos de pesca y entonces empezar a pensar… ¿Echo el anzuelo en el centro de la corriente, busco una poza junto a la orilla o será mejor unas rocas…?, ¿qué cebo uso…?, ¿cojo uno natural o uno artificial?…

Decisiones.

El resultado de la jornada de pesca de Jeremy dependerá de las decisiones que tome. Y el resultado de cualquier cosa en tu vida dependerá de las decisiones que hagas tu. Anthony Robbins, uno de los grandes coachs actuales, contaba en su libro “Controle su destino” que “la diferencia en cuanto a los resultados que produce la gente proviene de aquello que han hecho de modo distinto con respecto a los demás en las mismas situaciones”. La forma de lograr resultados es a través de la acción y detrás de toda acción lo que hay, lo que precede a la acción, es… decisiones. Primero decides que vas a hacer algo, por ejemplo mover la mano hacia el ratón y luego lo haces. La mayoría de esas decisiones son subconscientes por lo que no nos damos cuenta de que las tomamos, pero las tomamos.

He escogido las decisiones para el post porque esta semana, con todo lo que se está moviendo en torno al referéndum griego, las decisiones son el tema de máxima actualidad. Los griegos van a tomar una decisión y lo que decidan va a determinar el destino de su país y, en gran medida, el de cada uno de ellos.

Robbins está convencido, y yo también, que son nuestras decisiones, y no las circunstancias, las que configuran nuestra vida y nuestro destino. Una persona sufre una tragedia y se hunde en la más oscura depresión, otra sufre la misma tragedia y se convierte en un ejemplo inspirador para millones… Me tumban y yo decido si quedarme en la lona o levantarme y seguir luchando… Las decisiones también crean, o no, las oportunidades… Vas al evento de networking y conoces gente, te quedas en casa y no la conoces. Y las decisiones crean resultados… Escoges el cebo correcto y el pez pica, escoges el equivocado y pasa de ti. Rendirte es una decisión, seguir luchando es otra. Creer que no puedes encontrar trabajo es una decisión, creer que pase lo que pase lo vas a conseguir… es otra.

Hay mil cosas y trucos que se podrían decir sobre las decisiones. Por hoy dejémoslo en una estrategia: si quieres cambiar algo, o quieres resultados distintos, cambia las decisiones que tomas en ese tema. Y eso es aplicable a todo… ¿Cómo estoy decidiendo comportarme?, ¿qué estoy decidiendo pensar?, ¿cómo decido relacionarme?, ¿qué decido creer?… La forma más rápida de cambiar tu vida es cambiar las decisiones que haces. Coge un tema de tu vida o de tu trabajo que quieras mejorar y decide hacer algo distinto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s